952 213 668
·
info@abogadosmuriel.com
·
Lunes a Viernes - 09h a 20h
Consúltanos

ASESORAMIENTO EN MEDIACIÓN CIVIL Y MERCANTIL

Actualmente, la sociedad se encuentra sometida continuamente a cambios sociales, económicos, tecnológicos, etc., que derivan en la aparición de una gran diversidad de conflictos.

En Muriel Abogados, consideramos que cada tipo de conflicto necesita una solución a su medida, por lo que apostamos por el estudio de cada caso concreto desde las diversas formas de resolución de conflictos, tanto judiciales como extrajudiciales, con el fin de aplicar finalmente la más adecuada.

En este sentido, desde nuestra formación y experiencia en negociación y resolución de conflictos, entendemos que en determinados tipos de controversias, los sistemas alternativos de resolución, como la Mediación, permiten evitar o finalizar procesos judiciales complejos, proporcionando importantes beneficios a todas las partes implicadas en el conflicto.

La Mediación es un procedimiento legal que permite a las partes protagonizar la gestión y resolución de sus conflictos, logrando resultados satisfactorios para todas ellas y perdurables en el tiempo.

Con la intervención de un Mediador profesional, las partes logran el acercamiento de sus posiciones hasta alcanzar un acuerdo común que ha sido propuesto y consensuado por ellas mismas, lo cual incrementa considerablemente la probabilidad de cumplimiento del mismo en el tiempo y evita la aparición de nuevos conflictos en el futuro.

Para ello, el procedimiento se desarrolla en las siguientes fases:

  • Durante la primera sesión, el Mediador explica a las partes el funcionamiento del procedimiento y los Mediados someten el conflicto en cuestión a Mediación a través de la firma de la denominada Acta Constitutiva y de Aceptación voluntaria de la Mediación.
  • Durante las siguientes sesiones, cada una de las partes implicadas exponen su posición en el conflicto, se fijan las cuestiones sobre las que se pretende alcanzar un acuerdo y las partes, con la ayuda del Mediador, comienzan la búsqueda de soluciones satisfactorias para todos.
  • Una vez alcanzado el/los acuerdo/s, todas las partes implicadas y el Mediador firman la denominada Acta de Acuerdo, donde se describen detalladamente los acuerdos logrados por las partes.
  • Finalmente, unos meses más tarde, el Mediador contactará con las partes con el fin de verificar que todos los Mediados están cumpliendo efectivamente los acuerdos alcanzados.

Sin perjuicio de lo anterior, caso de no alcanzarse un acuerdo beneficioso para todas las partes, los principios rectores de la Mediación (neutralidad del Mediador, voluntariedad de los Mediados y confidencialidad de todas las partes implicadas) posibilitan el inicio de un procedimiento judicial posterior, que en ningún caso se verá afectado por las alegaciones o documentación que hayan sido aportados durante la Mediación.

En Muriel Abogados, contamos con Abogados especializados en Mediación Civil, Familiar y Mercantil, debidamente formados e inscritos en el Registro Estatal de Mediadores y en el Registro de Mediación Familiar de Andalucía, por lo que ponemos a su disposición una reunión informativa en nuestro despacho en Málaga, en la que le explicaremos todos los detalles del proceso.

Palabras clave:

Mediación

Mediador

Conflicto

Acuerdo

Resolución

Related Posts